Pese a devaluación, gasolinazos y Trump, “México sigue adelante”: Peña

CIUDAD DE MÉXICO.- “2017 inició con importantes retos para México. Como se advertía desde finales del año anterior, estos primeros meses pusieron a prueba la solidez de nuestras instituciones...
pena

CIUDAD DE MÉXICO.- “2017 inició con importantes retos para México. Como se advertía desde finales del año anterior, estos primeros meses pusieron a prueba la solidez de nuestras instituciones y los valores que nos identifican como Nación. El panorama para nuestro país lucía, y ustedes lo saben muy bien, muy desafiante.

“Por un lado, iniciábamos el año con un marcado aumento en el tipo de cambio y en el precio internacional de los combustibles, que podría haber comprometido las finanzas públicas. Asimismo, teníamos por delante el reto de construir una nueva relación bilateral con el gobierno de Estados Unidos, a partir del diálogo, el respeto y la negociación constructiva”, acotó.

Luego de hacer un reconocimiento a la unidad nacional y, señaladamente, a la mostrada hacia su gobierno por los “factores de la producción”, Peña añadió:

“Si bien aún falta mucho por hacer, podemos decir con orgullo que, gracias a la unidad, al esfuerzo y al trabajo responsable de todos, México sigue adelante. Así lo demuestran los resultados que juntos hemos alcanzado en estos primeros cuatro meses del año”.

Inclusive, según el mandatario. ningún año, desde que se tiene registro, había iniciado tan bien como este 2017 en materia de empleo.

Como cada 1 de mayo desde 2013, cuando se reeditó el encuentro suspendido en los sexenios panistas, la cita fue en la residencia oficial de Los Pinos, donde los llamados “factores de la producción”, es decir, las cúpulas empresarial y sindical, se reunieron con el mandatario y, en sus respectivas intervenciones, los representantes aprovecharon para destacar los mismos indicadores económicos del gobierno y festinar las reformas estructurales.

Peña Nieto resaló que, en el primer trimestre de 2017, se crearon 377 mil 694 puestos de trabajo formales; también que, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadísticas y Geografía (Inegi), el Producto Interno Bruto nacional creció 2.5% anual, sobre el que, indicó, es un crecimiento superior al esperado por los especialistas.

Además, aseguró que las exportaciones crecieron 11% en este mismo periodo, la tasa más alta en los últimos cinco años. Y, finalmente, dijo que en su administración el salario mínimo ha tenido una recuperación en su poder de compra cercano a 13%, aprovechando una vez más para contrastar con los gobiernos panistas que lo antecedieron: en los dos sexenios anteriores juntos, expuso, la recuperación del salario mínimo fue de sólo 2.5%.

En el evento las menciones al centenario de la Constitución por su inclusión del artículo 123 fueron la constante, pues lo mencionaron en sus respectivos discursos el secretario del Trabajo, Alfonso Navarrete Prida; el presidente del Consejo Mexicano de Negocios, Alejandro Ramírez, y también Isaías González Cuevas, el líder de la CROC, a quien le tocó la representación de los trabajadores.

Más aún, González Cuevas se refirió al mencionado artículo 123. Pese a que la reforma laboral canceló conquistas plasmadas en el Constituyente de 1916-1917, el líder de la CROC sostuvo que los ajustes relacionados con lo laboral están mejorando para adaptarse a las necesidades de los trabajadores y de la nueva dinámica social. Luego abundó en la tónica que suele tener el acto:

“Quiero resaltar el papel en el progreso de México. La unidad significa que todos los mexicanos tengamos objetivos comunes, y el principal de ellos es, y ha sido, el que, en su administración, señor presidente, se propuso lograr desde su primer día de gobierno un México próspero, definido para el desarrollo económico, social, sostenido, sustentable, con empleos de calidad”.

La cúpula empresarial, el Consejo Mexicano de Negocios que agrupa a los magnates de México, representado por su dirigente Alejandro Ramírez, también fue prolijo en indicadores económicos y, en su oportunidad, expresó: “Sabemos (los empresarios) que México no crece más como economía porque tiene un problema de baja productividad, aunque hay sectores de la economía altamente productivos y que crecen a tasas elevadas, también hay sectores de la economía de muy baja productividad que no crecen o decrecen.

“De hecho, la productividad total de los actores y su contribución al crecimiento económico de México entre 1991 y 2015 fue de menos 0.3%. De ahí la enorme trascendencia de la reformas estructurales promovidas por la administración del presidente Peña. La mayoría de éstas están orientadas, precisamente, a elevar la productividad de la economía mexicana”, justificó.

En el acto, frente a la mayoría de los dirigentes sindicales del antiguo corporativismo priista y los líderes de los principales organismos y cámaras empresariales, Peña Nieto subrayó casi al final de su alocución:

“Estos primeros cuatro meses del año han representado una de las mayores pruebas que hemos enfrentado como nación en nuestra historia reciente. Hoy el mundo nos reconoce como una nación fuerte y decidida, una nación que ha logrado hacer frente a sus desafíos”.

Categorias
Presidencia

Deja un comentario através de tus Redes Sociales

NOTAS RELACIONADAS