El día de acción de gracias

La comunidad fronteriza tiene vidas paralelas. De un lado del Río Bravo están las festividades mexicanas y del otro las estadounidenses.  Ambas son celebradas por las correlaciones familiares, económicas,...

La comunidad fronteriza tiene vidas paralelas. De un lado del Río Bravo están las festividades mexicanas y del otro las estadounidenses.  Ambas son celebradas por las correlaciones familiares, económicas, políticas, sociales… es en síntesis una comunidad transfronteriza en donde prevalece la buena vecindad entres dos países disímbolos en valores, en cultura, en lenguaje, en tradiciones.

El día de acción de gracias, conocido como el “Thanksgiving day” es la celebración familiar más importante del año dentro de Estados Unidos, los niveles de compra, la preparación de la cena o comida de ese día hace que los aeropuertos, autopistas, centrales de autobuses, terminales de ferrocarriles se saturen. Es un día de recogimiento familiar que supera a la Nochebuena en contraste con la tradición católica mexicana.

El día de acción de gracias trae el recuerdo al tradicional desfile en las principales ciudades, en específico el de Nueva York, con carros alegóricos, muñecos enormes y la oportunidad de observar al menos uno de los juegos tradicionales del fútbol americano. Las ventas del viernes negro o “Black Friday” son el comienzo oficial con la colocación del arbolito de Navidad con sus esferas y regalos  para el próximo 24 de diciembre.

En la frontera, los cruces internacionales amanecieron sin tráfico durante muchas horas de Ciudad Juárez a El Paso Texas, sin embargo, por la tarde los puentes deberían de colapsar por la afluencia masiva de familias juarenses que asistirían a la cena tradicional del lado americano y de ahí a las ventas nocturnas que beneficiarían a la economía de la región con precios que hacen que el “Buen fin” se quede chico. Las oficinas gubernamentales, bancos y principales tiendas departamentales estarían cerradas al público por ser día de asueto.

Paralelamente, los consulados mexicanos y el estadounidense suspendieron actividades durante todo el fin de semana, habrán reanudando actividades el lunes 26 de noviembre. Muchas actividades del lado mexicano, con la frontera, fueron reagendadas o bien, sufrieron cambios debido a las consideraciones de la fuga de compradores y festejantes de la actividad de este jueves pasado. Quien quiera decir que no hay una vida transfronteriza está muy equivocado.

En conclusión, la vida en la frontera inicia con el “Thanksgiving” la preparación formal de la temporada navideña. Con el maratón Guadalupe Reyes, se emparejará el resto del país. La fiesta empieza, la preparación del pavo, platillo principal del día de gracias no puede faltar en las mesas. La conmemoración no es sólo en la frontera, sino que abarca a toda la comunidad latina y mexicana que reside en Estados Unidos. Nos queda por preguntar a Usted ¿Cómo festejó el “Thanksgiving”?

Categorias
EditorialOpinión

Deja un comentario através de tus Redes Sociales

NOTAS RELACIONADAS